Inyectar ozono y oxígeno ayuda a sanar las hernias de disco

Estudiosos estadounidenses aseguran que una inyección de ozono y oxígeno podría resultar segura, eficaz y menos invasiva para calmar el dolor ocasionado por las hernias de disco.

Estos pequeños y esponjosos discos generalmente sirven para absorber los impactos entre las vértebras, mas cuando uno resulta dañado, podría sobresalir o bien romperse y ejercer presión sobre los nervios de la columna vertebral. Los tratamientos estándares para el dolor intenso ocasionado por hernias de disco son la disquectomía abierta o bien la microdisquectomía, cirugías que demandan extraer material discal por medio de una incisión.

No obstante, una investigación con más de 8 mil pacientes encontró que inyectar una mezcla de oxígeno y ozono en una hernia de disco calma significativamente la presión sobre los nervios y calma el dolor del paciente. Otro estudio mostró que el tratamiento con oxígeno y ozono actúa reduciendo el volumen del disco a través de oxidación con ozono. Reducir el volumen calma la presión del disco sobre los nervios.

«El tratamiento ortomolecular con oxígeno y ozono de las hernias de disco es un procedimiento efectivo y exageradamente seguro. La mejora calculada en el dolor y la función es pasmante cuando examinamos pacientes entre los trece y los noventa y cuatro que tenían todo género de hernias de disco», apuntó en un comunicado de prensa de los patrocinadores de la conferencia el doctor Kieran J. Murphy, neurorradiólogo intervencionista, y vicepresidente y jefe de imagenología de la Universidad de la ciudad de Toronto (Canadá).Image result for tratamientos con ozonoterapia son buenas"

Se aguardaba que los descubrimientos fuesen presentados esta semana en San Diego en la sesión anual de la Society of Interventional Radiology.

En el estudio de más de 8 mil pacientes, los que se sometieron a tratamiento de oxígeno y ozono notificaron que el dolor se reducía en un promedio de cuatro puntos en una escala de 0 a diez (donde 0 era sin dolor y diez el peor). La capacidad de los pacientes para efectuar las actividades de todos y cada uno de los días, como vestirse o bien sencillamente ponerse en pie, asimismo mejoró en veinticinco por ciento conforme la escala de clasificación usada.

«Es del mismo modo esencial que los resultados de dolor y función sean afines a los de los discos lumbares tratados con disquectomía quirúrgica, si bien el índice de complicación es bastante menor (menos de 0.1 por ciento), aseguró Murphy. «Además de esto, el tiempo de restauración es significativamente más corto con la inyección de la mezcla de oxígeno/ozono que con la disquectomía».

Una buena parte de la investigación sobre la terapia ortomolecular se ha efectuado en Italia, en donde se piensa que hasta catorce con cero personas han sido tratadas en los últimos 5 años.

«Millones de personas que padecen de dolor de espalda no pueden trabajar por el dolor. Someterse a una disquectomía quirúrgica masiva le pone en camino de quedar con poquísimo disco. Sacar un disco protuberante podría dañar la capacidad de absorción que radica naturalmente entre él y la columna», aseguró Murphy. Pronostica que el procedimiento va a ser estándar en los EE. UU. en cuestión de 5 años.